Capital Coahuila
WWW.CAPITALCOAHUILA.COM.MX
Lunes 19 de Octubre 2020
UnidadInvestigación
| | |

Saltillo padece por Un Día Sin Mujeres

Foto: David González

Foto: David González

10 de Marzo 2020
Calles desoladas, cierre de comercios y poco personal en dependencias enmarcaron este lunes

Saltillo, Coahuila / 10 de Marzo 2020

Por: David González

Como un domingo o un día de asueto por la ausencia de mujeres en las calles y centros de trabajo se vivió el paro nacional en Saltillo “Un día sin nosotras” dentro de la convocatoria “El nueve nadie se mueve”.

Dependencias municipales, estatales y federales no pararon su rutina diaria, con la única diferencia que el lugar que dejaron las mujeres del servicio público fue ocupado por hombres durante este lunes.

A primera hora, cientos de comercios hicieron ajustes con el personal masculino para hacer frente a los puestos que por un día no ocuparon ellas.

Sin embargo, hubo lugares que lucieron cerrados como áreas de atención para dama en negocios, estéticas y no hubo cajeras en algunos bancos.

En un recorrido de Capital Media por la ciudad, en tiendas de autoservicio y departamentales, cajas, anaqueles y áreas eran despachadas por hombres, pero ante la insuficiente mano de obra, algunos de estos comercios cerrarían temprano.

Incluso en supermercados solo se trabajó hasta el segundo turno ya que se decidió cerrar el nocturno, como si fuera día festivo, ante la falta de personal.

En el Centro de Gobierno que alberga decenas de oficinas estatales, solo trabajó personal de guardia y las sillas vacías del personal femenino que fue a trabajar eran muy notorias.

Fue en el Instituto Coahuilense de las Mujeres, la única dependencia donde se pudo ver a una joven que atendía la recepción.

Al respecto la trabajadora que no dio su nombre, sólo señaló que como hay únicamente 4 hombres, se tuvo que hacer guardias entre todos para cubrir la atención al público.

La Procuraduría del Medio Ambiente lució cerrada y con luces apagadas, mientras que en la Secretaría del Medio Ambiente como Comisión Estatal de la Vivienda, Icojuve y otras, la recepción fue ocupada por hombres.

Mujeres de negocios informales sí laboraron

Mientras que la mayoría de mujeres que cuenta con empleo formal no acudió a sus trabajos, hubo otro grupo femenino que salió a trabajar como todos los días, pues no tienen un sueldo seguro y deben de rifársela para lograr el sustento diario.

Aracely Salazar vende nopales y productos de cuaresma para preparar; ni siquiera pensó por un momento no salir a trabajar y quedarse a hacer paro de actividades.

Nadie me va dar de comer ni me va pagar el día, hay que salir a trabajar como Dios nos de licencia”, dijo.

Señaló que si no salía a trabajar perdería las ganancias del día y mientras en un trabajo formal dan permiso, ella no puede darse ese lujo de no salir a vender.

Dijo que además de la venta en las calles, tiene que llegar a casa a atender a su familia y continuar con sus tareas domésticas.

De la misma forma María Guadalupe acompañada de sus hijas acude de lunes a viernes a su puesto de venta de gorditas en el bulevar Luis Donaldo Colosio.

La mujer señaló que respeta a quienes decidieron hacer el paro, pero su familia debe salir a hacer la lucha diaria para tener para poder comer.

Dijo que la actividad no se para y debe atender a trabajadores que llegan como cada mañana, con la esperanza de encontrar ahí el almuerzo para aguantar la jornada laboral.

Enfermeras y policías sí trabajaron

En este día de paro hubo quienes sí fueron convocadas a trabajar pues no se puede descuidar a la derechohabiencia; asistentes médicas, doctoras y enfermeras que como cada mañana acudieron al IMSS cuyas clínicas lucieron con buena afluencia por ser lunes.

De igual forma, mujeres policías de diferentes corporaciones dejaron a un lado el apoyar el paro del 9 de marzo para cumplir con la responsabilidad como servidor público.

Ausencia femenina

*Las clases fueron suspendidas este 9 de marzo, tal como lo anunció el secretario de Educación, Higinio González Calderón hace unos días.

*Algunos de los comercios dedicados a la belleza o salud de la mujer optaron por cerrar, pues en la mayor parte de las ocasiones solo labora personal femenino.

*En el banco ubicado frente a la presidencia de Saltillo, se apreció el ausentismo de las cajeras tanto en el interior como en el área de cajeros automáticos

*En las calles del primer cuadro de la ciudad se alcanzaba a ver a unas cuántas mujeres pero la mayor parte del tiempo las calles vacías

 

Encuentra más notas sobre