Capital Coahuila
WWW.CAPITALCOAHUILA.COM.MX
Miércoles 22 de Septiembre 2021
UnidadInvestigación
| | |

Mario López Gámez

Foto: Especial

Foto: Especial

09 de Septiembre 2021

HUGO DÍAZ AGUILERA

Para todos aquellos que pensaron que la campaña para alcalde en Nueva Rosita había despertado una llamarada de petate el ánimo político del empresario Mario López Gámez es bueno que sepan que el kilo de camote morado, una de las variantes que se consume en el norte del país anda como entre 55 y 60 pesos.

La expresión “tragar camote” pertenece a la jerga hispana y se refiere a que alguien no sabe cómo reaccionar ante una situación que considera difícil y por ende tiende a guardar silencio; así tendrán que estar los malquerientes del joven empresario que ganó las elecciones para alcalde de Nueva Rosita.

Y es que los antimayitos basaban sus dichos en que el joven es mala copa, datos que de acuerdo a ellos mismos salieron del bar de un club deportivo en la capital de los precios bajos. No conformes con lo anterior susurraban que difícilmente el empresario del transporte tendría capacidad de resolver los problemas del municipio  debido a su nula experiencia en los laberintos de la política partidista.

Contra todos esos pronósticos Mario López ya viene dando muestras de que trae ganas de hacer  bien las cosas para cumplirle a la gente de Nueva Rosita pero sobre todo hacerlo de la mano del gobierno del estado que encabeza el ingeniero Miguel Ángel Riquelme Solís quien continua entre los mejores cinco gobernadores con alto porcentaje de  evaluación en el país.

López Gámez atendió como buen ciudadano la decisión del subcomité técnico COVID 19 de no autorizar el concierto musical que tenía programado con su equipo de trabajo, no faltó quien le dijera que no se lo habían autorizado porque era de MORENA.

Sin embargo Mayito dijo que él no tendría por qué anteponer colores partidistas ante lo que Nueva Rosita necesite y tampoco cree que de parte del subcomité eso suceda, por ello el alcalde electo estuvo platicando con el secretario de gobierno en el estado para cerrar filas en torno al trabajo que por los coahuilenses se realiza desde palacio de gobierno.

Ni duda cabe que López Gámez le está aprendiendo a la política, cosa que han tardado para aprender otros y que en vez de trabajar por su pueblo se la pasan fanfarroneando pegándole de patadas al pesebre sin importarles las condiciones del drenaje o el estado de las calles de las colonias por decir lo menos.

De la reunión con Fernando de las Fuentes Mario destacó que es para impulsar proyectos y acciones en beneficio de la gente además de construir una agenda que permita atender las asignaturas pendientes en materia de inversiones e infraestructura.

El mensaje de Mayito es claro: guardemos el hacha de guerra, porque Riquelme es un aliado de los neorrositenses, las elecciones han pasado y voy a trabajar por Rosita. Para las elecciones falta mucho, hoy hay que trabajar por Nueva Rosita, del 2024, hablamos en el 2024.