Capital Coahuila
PUBLICIDAD
Martes 19 de Febrero 2019

Martes 19 de Febrero 2019

UnidadInvestigación
| | |

Equilibrios

Foto Capital Media
|
03 de Diciembre 2018
|

Tras la Noticia

Alfredo Dávila Domínguez

Aunque suene ahora como una frase trillada, México está cambiando. No a partir del  pasado 1º de diciembre en que tomo posesión formal de la presidencia Andrés Manuel López Obrador, sino desde antes, desde el domingo 1o de julio cuando la sociedad mexicana decidió que era el momento del cambio, de darle una oportunidad a la esperanza representada  por el ahora presidente.

Ahora, será fundamental que cada uno de los mexicanos de cualquier condición estemos conscientes de lo que ese cambio implica, de la extraordinaria oportunidad que tenemos de ser partícipes y testigos de un hecho histórico, de un verdadero parteaguas en la biografía de nuestro país. También de lo que este hecho implica en nuestra vida cotidiana, en los ajustes que a nivel personal habremos de llevar a cabo.

Nadie con un mínimo de buena fe podría poner en duda las buenas  intenciones del nuevo presidente, tampoco del profundo conocimiento que López Obrador tiene del país y sus condiciones reales. Lo que mete “ruido” a la credibilidad y consecuente apoyo hacía el nuevo régimen radica en los personajes que que ha escogido para gobernar al país, en particular algunos de ellos ligados e identificados con la clase política que fue objeto de rechazo en las urnas.

En mi juicio particular creo que el concepto clave que deberá marcar la relación entre el nuevo gobierno y la sociedad mexicana en su conjunto, en todas sus infinitas variantes y manifestaciones, será el equilibrio en sus acciones. Sí el presidente López Obrador lo logra en sus acciones de gobierno, nuestro país irá por buen camino.

Por lo que respecta a Coahuila, a nuestro estado, acá el gobierno que encabeza Miguel Riquelme se ha ido consolidando y el Primer Informe de Gobierno del ejecutivo estatal es una muestra clara del trabajo que ha permitido también una estabilidad que que la sociedad coahuilense ha percibido en las actividades diarias.

La administración estatal, tanto en forma como en fondo tiene impreso el sello personal, el modo de hacer las cosas de Miguel Riquelme Solís. Poco afecto a los reflectores mediáticos y a los anuncios y acciones de gobierno espectaculares, el gobernador  ha logrado sacar adelante su agenda de actividades, su programa de gobierno, pues. Siempre presente el tema de la deuda, la administración estatal ha trabajado con los recursos disponibles.

La seguridad y tranquilidad social, así como la inversión y generación de empleos son la columna vertebral que sostiene al gobierno de Coahuila. El gobernador sabe con claridad que a partir de estas dos variables se empieza a construir el bienestar de la sociedad. Todo indica también, que Riquelme Solís ahora si llevará a cabo los ajustes necesarios en su equipo de trabajo, en función de una mayor cohesión y eficiencia; aunque las especulaciones que incluyen cargos y nombres no faltan, solo él y algunos allegados del primer círculo conocen esos cambios.

El gobernador deberá hacer un gran trabajo político con el nuevo gobierno federal, y tejer muy fino para lograr que lleguen los recursos que necesita Coahuila, sobre todo en términos de las grandes obras de infraestructura productiva que permitan a Coahuila el despegue definitivo sin depender solo de ofertar mano de obra abundante y barata a los inversionistas nacionales y extranjeros.

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Más notas

Coppel lanza campaña para promover valores [Leer más]

Destacan labor del Ejército Mexicano en su día [Leer más]

Gobierno de NL pide eliminar pugnas políticas y aprobar Guar [Leer más]

Universidad de Guanajuato orienta a niños de primaria sobre [Leer más]

Recomendados