Capital Coahuila
WWW.CAPITALCOAHUILA.COM.MX
Domingo 25 de Febrero 2024
UnidadInvestigación
| | |

Amaury Gutiérrez, joven pianista que mezcla arte con diversión

pianista_cultura_diversion Foto: Notimex

pianista_cultura_diversion Foto: Notimex

31 de Julio 2016
Señala que el éxito es el resultado del talento con que se nace, el esfuerzo y las oportunidades

Las series y caricaturas de diversa índole y canal, así como “El Chavo del 8” en la televisión abierta, son recordadas con un intenso cariño por el joven pianista mexicano Ernesto Amaury Gutiérrez Ríos, quien con ellos rompe el añejo mito de la infancia robada al niño artista.

Su primer acercamiento al piano fue a los cinco años en la academia de música Yamaha, donde estudió hasta los 11. Simultáneamente durante algún tiempo, de los ocho a los 11 tomó clases en la Escuela Superior de Música y tras seis años en la primera institución, se quedó en la segunda para hacer carrera profesional.

“Yo era un niño, y a los cinco, seis, siete u ocho años no iba a estar todo el tiempo con el piano o con los libros de la escuela en la mano. Siempre he sido fanático de los deportes y por lo mismo estudié karate; tenía tiempo para eso, he disfrutado mucho y sigo disfrutando mucho”, explicó en entrevista con Notimex.

Al mismo tiempo estudió la primaria, la secundaria y la preparatoria convencional, es decir, de los cinco a los 18 su vida transcurrió entre las escuelas que le instruyeron con el plan de estudios oficial, como matemáticas, geografía e historia, y aquellas que le dieron los conocimientos musicales básicos y de perfeccionamiento.

“Soy un hombre feliz, con los matices de una vida normal. Nunca perdí el balance entre el estudio, el deporte y la sana diversión”, aunque reconoce que desde sus primeros años realizó un enorme sacrificio de tiempo porque sus actividades le exigían tiempo completo, se perdió de fiestas, juegos y reuniones, cuenta el joven músico originario de la ciudad de México.

Recordó que desde los tres años de edad tuvo instrumentos y cuando llegaba la familia armaba la orquesta y a cada quien le daba uno, y les corregía al decirles que perdían el ritmo y cosas por el estilo.

Finalmente, coincidió con quienes aseguran que el éxito es el resultado de la suma del talento con el que cada quien nace, el esfuerzo personal que se imprime a cada actividad y la oportunidad que a cada individuo le proporciona la vida, la familia o los profesores.

“Soy afortunado, deseo triunfar y retribuir a México algo de lo mucho que me ha dado”.

NOTIMEX/DM

Encuentra más notas sobre