Capital Coahuila
WWW.CAPITALCOAHUILA.COM.MX
Miércoles 20 de Octubre 2021
UnidadInvestigación
| | |

De ida y vuelta

Foto: Especial

Foto: Especial

01 de Septiembre 2021

JULIÁN PARRA IBARRA

Aunque con un formato muy diferente al utilizado en sus anteriores ediciones, el gobernador de Durango, José Rosas Aispuro Torres rendirá este jueves de forma virtual su Quinto Informe de Gobierno, y de alguna manera el acto significaba al mismo tiempo el banderazo de salida para iniciar si no de manera formal, sí en los hechos, la lucha por la elección para la gubernatura y las alcaldías de los 39 municipios, que tendrán lugar el año entrante.

Para los estados de Coahuila y Durango, el territorio que comparten en la zona de la Comarca Lagunera, resulta sui generis en muchos aspectos y el político y electoral no es la excepción por lo que esta zona deberá ser bien atendida por el partido y el aspirante que quiera alcanzar el triunfo sobre todo en la elección para gobernador. Y en casi todos los órdenes, lo que afecta a un lado del Nazas, repercute en el otro lado. Es decir, lo que pueda ocurrir en 2022 en Durango, puede tener repercusión en Coahuila en 2023, cuando también se elija al sucesor de Miguel Ángel Riquelme Solís.

A partir de que en cada uno de los 39 municipios los actuales alcaldes en funciones han venido presentado su Segundo Informe de actividades, las aguas se han empezado a agitar en los diferentes partidos para ir posicionado las piezas con las que esperan llegar a la batalla, aunque primero tendrán que enfrentar cada uno de ellos la elección interna, que en muchos de los casos resulta más virulenta que la constitucional, y en muchas ocasiones terminan destrozándose internamente, y prácticamente ahí pierden las elecciones.

Por ejemplo, de cara a la elección de Gobernador, en Morena hay varios suspirantes que mantienen levantada la mano esperando resultar como el ungido. Todos se sienten con el derecho de abanderar el movimiento y partido creado por Andrés Manuel López Obrador, y se ve muy difícil que logren establecer consensos para definir a un candidato de unidad y los demás sumarse al proyecto del elegido.

El malabarista y equilibrista José Ramón Enríquez, a quien le da igual participar por el PRI que por el PT, que por el PRD, que por el Movimiento Ciudadano y hora por Morena, está apuntadísimo, pero su rival más fuerte es la alcaldesa gomezpalatina Marina Vitela, ambos con origen priista; pero hay otros como Manuel Espino, ex dirigente nacional del PAN, que también quiere ser ‘el bueno’. Son los más visibles pero seguro que habrá más, pero lo que sí es seguro, es que se avecina una guerra intestina por la candidatura morenista.

Ya luego hablaremos de los otros partidos, pero el priismo coahuilense deberá estar muy atento de lo que suceda en su estado vecino, porque mucho de lo que ocurre de un lado del Nazas, se replica o al menos ‘contamina’ del otro lado. De ida y vuelta.

@JulianParraIba