Capital Coahuila
WWW.CAPITALCOAHUILA.COM.MX
Jueves 18 de Abril 2024
UnidadInvestigación
| | |

Convicciones

Rubén Aguilar Valenzuela. Foto: Especial

Rubén Aguilar Valenzuela. Foto: Especial

16 de Febrero 2024

La Marina extorsiona

Rubén Aguilar Valenzuela

 

Un amigo que tiene gran aprecio por la Marina de México y buena relación con su titular me dijo que convenía escribiera un artículo al enterarse, como yo, que marinos de la aduana en el AIFA y el aeropuerto de la CDMX pidieron mordidas a galerías que la semana pasada expusieron en la feria Zona Maco.

 

Me insistió en que el secretario de la Marina tenía que saber lo que había ocurrido para que actuara en consecuencia en una acción que claramente desprestigia a la institución, al gobierno y también a nuestro país.

 

Espero que el almirante lea este artículo y ordene investigar los hechos. Hay marinos – aduaneros que cobraron mordidas, hay galerías que las pagaron, otras no, y hay también testigos de estos lamentables sucesos. Si hay voluntad política los responsables pueden ir a la cárcel y devolver el dinero.

 

De mi conversación con algunos de los galeros que expusieron en Zona Maco, del 7 al 11 de febrero, en la feria de arte más importante de América Latina y ya una de las más reconocidas del mundo, me enteré de que por lo menos a doce galerías los marinos – aduaneros les pidieron sobornos para introducir sus obras al país.

 

Entre las galerías hay varias de Estados Unidos y también de diversos países de América Latina, que me pidieron no mencionar su país. La feria Zona Maco en esta edición cumplió 20 años. ¿Antes de que las aduanas estuvieran a cargo de la Marina también se pedían mordidas para dejar pasar las obras?

 

El mecanismo fue que en el embalaje de los cuadros aparecía pegada una etiqueta color naranja y letras negras con la siguiente leyenda: “Carga inmovilizada. Mercancía puesta a disposición de la aduana”. Me enviaron una fotografía de la misma.

 

A partir de esta etiqueta iniciaba la intervención del marino – aduanero, que les decía:  la revisión de la obra dura diez días, pero si dan una “aportación” en efectivo se quita el sello y la obra pasa de inmediato, para que pueda exponerse en la feria. Pude platicar con un galero que al inicio le pidieron 5000 dólares, pero negoció y terminó pagando 3000 dólares en efectivo, para pasar sus obras.

 

Uno de los galeros, con local en la feria, me dijo se comentaba entre sus pares que por lo menos ocho galerías pagaron mordidas a los marinos – aduaneros de manera directa o mediante una empresa. Y que galerías que participaron en la feria paralela Material Art Fair, en las mismas fechas, también tuvieron que pagar mordidas a los marinos – aduaneros.

 

Se sabe también que hubo galerías que por principios éticos se negaron a pagar las mordidas y la obra no entró a México y se regresó a su país de origen o está en ese proceso. Ante la situación varias galerías de Estados Unidos recurrieron al ingreso hormiga de su obra y la introdujeron de manera directa en el equipaje de personas que viajaron de sus ciudades de origen para hacer esta operación.

 

La responsable de una galería presente en la feria le dijo a uno de mis informantes, también con un local dentro de la misma, que después de lo que vivió en manos de los marinos – aduaneros nunca más volvería a Zona Maco. Toca a quienes impulsan este extraordinario proyecto hablar con las autoridades por su propio interés y el prestigio del país.

 

No hay duda de la importancia de Zona Maco en el mundo del arte. Estuvieron presentes más de 200 galerías de 25 países, de ellas 130 de las más importantes del mundo, y cientos de coleccionistas, directores de museos, patrones de museos de Europa y Estados Unidos, curadores y compradores de arte.

 

Y las decenas de miles de visitantes, como yo, que asisten para ver obras de arte de reconocidos artistas, sobre todo contemporáneos. Es uno de los más importantes eventos que todos los años se realiza en la CDMX. Hay que impedir que los marinos – aduaneros lo destruyan. (Nota: Envié a los galeros informantes esta nota a la que hicieron algunos añadidos. Confirman el contenido de la misma).

 

@RubenAguilar