Capital Coahuila
WWW.CAPITALCOAHUILA.COM.MX
Jueves 21 de Octubre 2021
UnidadInvestigación
| | |

Salvar vidas no es trabajo, es servir: Policía Violeta

Foto: Especial

Foto: Especial

21 de Septiembre 2021

A poco más de seis meses que inició operaciones el agrupamiento violeta, la ONU Mujeres reconoció el trabajo que realizan para atender la violencia de género, actualmente cuentan con 20 elementos activos, que como María de Jesús, arriesgan su vida para proteger a otras.

LESLIE DELGADO / CONTENIDOS COAHUILA

María de Jesús Ortiz de 28 años además de ser esposa y madre actualmente es elemento activo de la Comisaría de Seguridad y Protección Ciudadana adscrita al Agrupamiento Violeta, el cual inició el pasado mes de marzo con el propósito de brindar apoyo de contención a las mujeres víctimas de violencia de género. 

Para la elemento violeta el poder desarrollarse como una miembro de la policía representa un reto cotidiano, con sus propias palabras ella relata que su sueño siempre fue poder ayudar a la gente, desde pequeña estuvo sumergida en este mundo esperando algún día concretar ese proyecto que visualizó cuando era niña.

“Mi familia ha pertenecido a los cuerpos de seguridad y yo juré jamás hacerlo, o sea fue algo que desde que estaba muy pequeña dije no seré policía, pero creo que la vocación fue más allá una vez que yo quise integrarme a la Policía Municipal, cursé mi academia y desde ahí inició todo no me veo fuera de aquí porque es algo que me apasiona y me gusta” expresó.

Respecto a su proceso para formar parte del agrupamiento violeta, María de Jesús cuenta que a partir de que se enteró de la convocatoria le llamó la atención el servicio que se brindaría; “cuando la leí estábamos en una incógnita de qué será, una vez que nos adentramos en el tema fue mucho más fácil y sobre todo cumplir con el perfil que se requería para poder estar en las filas del agrupamiento, pasamos una serie de filtros, tuvimos un adiestramiento posterior al inicial y de ahí fue como empezamos a prepararnos para estar en este agrupamiento” explicó.

Cabe señalar, que ella intentó dedicarse a otra profesión ya que cuenta con una carrera universitaria para pasar más tiempo con su familia, sin embargo la vocación de servicio la motivó a regresar en el 2019 a ser elemento activo y eventualmente sus hijos aprendieron a tener una mamá policía incluso María comentó que “puede dejar de ser policía momentáneamente, pero no puede dejar de ser mamá”, luego de reconocer que tenía que regresar a las fuerzas de seguridad municipal, se integró a las filas del Agrupamiento Violeta tras acreditar los diversos filtros que se requieren.

En este sentido, detalla el trabajo que diariamente desempeña dentro de esta corporación, con el objetivo de que se conozca y sobre todo para que las mujeres que atraviesan por alguna situación de violencia de género sepan que hay una subespecialización conformada exclusivamente por mujeres que están capacitadas con perspectiva de género para ayudarlas cuando lo necesiten. 

“Nos reportan por ejemplo una situación de violencia familiar, nos dirigimos hacia el lugar, nos entrevistamos con la víctima si está en una crisis se le da de inmediato esa contención emocional, una vez que se tranquiliza se realiza la detención del generador de violencia, posteriormente nos dirigimos hacia la delegación de Policía Preventiva y Tránsito Municipal para realizar toda la papelería correspondiente mientras a la víctima se le da un seguimiento de llevarla al Hospital General y en el Centro de Justicia y Empoderamiento para que interponga la denuncia correspondiente y se le da seguimiento al caso” precisó.

“Nosotras también realizamos visitas para que nos contengan emocionalmente ya que podemos ir más allá, se pretende crear una empatía, porque nosotras necesitamos en el momento darle seguridad a la víctima si tenemos que tener cuidado, pero cada uno de los casos nos sensibilizan para poder ayudar a más personas, y que sepan que pueden contar con nosotras para que no se salga de control” continuó con la declaración.

Respecto a su futuro, María espera continuar ayudando a más mujeres dentro del agrupamiento, aunado a esto reconoce que la ciudadanía ha aceptado esta subespecialización de buena manera; “crea un compromiso para seguir adelante y ayudando a las personas que lo necesitan y si en algún momento sienten que están inseguras o violentadas no duden en hablarnos cualquier situación la vamos atender de manera personalizada todo es meramente confidencial para que no exista la desconfianza” mencionó.

A poco más de seis meses que inició operaciones el agrupamiento violeta, la ONU mujeres reconoció el trabajo que realizan para atender la violencia de género, actualmente cuentan con 20 elementos activos, 20 mujeres que como María de Jesús arriesgan su vida para proteger a otros ella misma lo reconoce “ningún día es igual a otro, salimos de nuestra rutina porque al final tenemos una responsabilidad que cumplir con la ciudadanía” concluyó.