Capital Coahuila
WWW.CAPITALCOAHUILA.COM.MX
Sábado 18 de Septiembre 2021
UnidadInvestigación
| | |

Despenalización del aborto ¿Libre elección o indulto por la muerte?

Foto: Especial

Foto: Especial

14 de Septiembre 2021

Una decisión vertical de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, descobijó al Congreso local que tendrá que normar el cómo garantizar ese derecho y una futura instalación de clínicas abortivas.

CONTENIDOS COAHUILA

Manifestaciones a favor y en contra, una lista de garantías por cumplir tras la adquisición del derecho a decidir, 21 expedientes en proceso de sancionar a mujeres que optaron por practicarse un aborto en Coahuila, la opción de las organizaciones antiaborto es que se mantenga como un delito y que se “indulte” o perdone a las mujeres que externen las razones que las llevan a abortar.

Y si bien el tema se encontraba ausente de la agenda legislativa del Congreso de Coahuila, una decisión vertical de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, descobijó a los legisladores coahuilenses que tendrán que normar el cómo garantizar ese derecho y una futura instalación de clínicas abortivas.

Para la diputada Lizbeth Ogazón, el tema estaba ausente en la agenda de la mayoría del Congreso local, sin embargo, el mandato de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, obliga a normar y modificar la ley para que esta no solo sea un derecho en papel, sino que se pueda llevar a la práctica.

“Hay que entrar a la parte legislativa para que se provea a la mujer y persona gestante  salud y médicos para que puedan llevar a cabo este proceso y lo garantice el estado. Que no nada más quede en que no sea un delito, sino que también sean un derecho”, expresó.

“Los médicos pueden objetar y no asistir a una mujer que quiera practicarse un aborto, pero obligaría a los institutos médicos a que tengan personal capacitado para que puedan llevarlo a cabo, eso no los exime. Simplemente el médico sí puede reservarse esa práctica, pero va a haber médicos que si quieren atender a la persona gestante, con mucho profesionalismo, con ética”, agregó.

Y en el futuro, aunque el estado debe garantizar la aplicación de este derecho, vislumbra la instalación y operación de clínicas en donde se lleven a cabo estas intervenciones.

Sin embargo, organizaciones como ProLife Army en voz de Gerardo Valdez González, insisten en que se trata de decidir por la vida de un tercero.

“Hay que empezar partiendo de cuándo empieza la vida, esa es la pregunta. Porque sí, los derechos de la mujer, pero si dentro del vientre de una mujer está un ser humano en desarrollo, se está cometiendo un asesinato. Entonces no se pueden respetar los derechos de la mujer pasando por los derechos de un tercero que es su propio hijo”.

Para Karla Cihuatl del Frente Feminista de Saltillo, colectivo Biznaga Roja, “Los abortos han existido siempre y van a seguir existiendo, sin embargo ahora vemos una oportunidad de que se empiecen a hacer las legislaciones, y que el estado y la sociedad lo estén viendo, para que los abortos se realicen de forma legal y segura y que se de la información correcta”.  

Para ProLife Army “el derecho a decidir se respeta y todos tenemos libertad en nuestro país pero no podemos decidir sobre la vida de otra persona, nadie de nosotros es creador de sujetos de derecho para decir, tu si tienes derecho a vivir, tu no”. 

“Ni siquiera la Suprema Corte de Justicia o el ministro Zaldívar, él no es nadie, él no es Dios y si creen en Dios, en la naturaleza, en el universo o lo que quieran creer, él no es nadie para decir si una persona puede vivir o no puede vivir”.

E incluso ponen en duda que haya mujeres en Coahuila encarceladas por cometer un aborto. Sin embargo la diputada Lizbeth Ogazón asegura que son 21 expedientes los que se encuentran abiertos por esta causa, es decir igual número de mujeres estaban siendo acusadas de un delito y según sus circunstancias legales, a un paso de la prisión.

“Ahorita hay 21 casos abiertos, muchas mujeres no son sancionadas por el delito de aborto, son sancionadas por el delito de infanticidio cuando ni siquiera ha nacido el producto”, señala la diputada.

Para Karla Cihuatl, el criminalizar el aborto pone en riesgo de muerte a quienes por desconocimiento, recurren a cualquier método que se difunda en las redes sociales.

“Nos hemos topado casos de chavitas que en su desesperación o desconocimiento, toman cualquier artículo de internet, intentan hacer un aborto en casa, y no lo hacen completo, no lo hacen bien, o que lo hacen con un gancho, aunque se oiga rudo.  Al momento en que se despenaliza, da la pauta para que se cumpla esto de educación para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir”.

Gerardo Valdez, sostiene que a la organización a favor de la vida, no le interesa que se criminalice a las mujeres, pero sí, que no se despenalice, es decir, que siga siendo una acción condenable. 

“En cuanto a que la mujer no sea criminalizada yo estoy completamente con ustedes, las apoyo y me parece injusto que la mujer sea criminalizada, porque ni siquiera Jesús criminalizó a la mujer que iba a ser asesinada a pedradas cuando la encontraron en adulterio. Yo tampoco quisiera que se juzgue a las mujeres por una decisión que tomaron equivocada, ya suficiente va a tener con estar pensando todos los días en que mató a su hijo”.

“Hay recursos legales como el indulto que es que la mujer, que el aborto se mantenga como un delito pero que no haya una pena, pero que no se quite de la Constitución, del código penal, de los documentos que sí es un delito, que la gente sepa que está matando a un ser humano en desarrollo”.

Sin embargo, para la legisladora local, esto no es más que una intromisión de la Iglesia en una cuestión de derechos.

“Si tu vas a dejar en un compendio legal un concepto en donde se criminaliza un acto, pero en realidad no va a haber una sanción, cómo para qué lo tienes, lo único que serviría es para tener una contexto social y dar valores a las personas de cómo es que deben actuar. Para eso ya está la Iglesia”.

“Puede haber una mujer que decida abortar y siga teniendo sus creencias religiosas y otra, no porque abortes vas a vivir en la tristeza y arrepintiéndote el resto de tu vida”, finaliza Karla Cihuatl de la colectiva feminista.